LA MOVIDA SEPTEMBRINA

 

 

Luna Roja 2792

Ha comenzado el séptimo mes, por eso se llama septiembre. Estamos en el mes de la mitad del año astral, que se inicia cada primavera, en el norte.

Este período se caracteriza por la abundancia y contundencia de fenómenos astrales, quizás los más intensos de todo el año. Se trata de un lapso muy movido en el ámbito cósmico, y, por ende, en la vida social de este convulsionado planeta, llamado Tierra.

Me referiré a sólo cinco de ellos, los que reflejan mayor incidencia en la imagen caótica que nos vamos formando, a medida que los sucesos van manifestándose. Tres de ellos ocurren en una misma fecha, el jueves 17 de septiembre, un día infinito, marcado por la fuerza transformadora del número OCHO.

LA TORRE DE BABEL

helicoideCuenta la leyenda bíblica (Génesis, 11, 1-9), que la primera vez que se intentó proclamar la globalización, y los seres humanos creyeron que con su esfuerzo podrían construir una edificación que los llevara al cielo (de la riqueza, la ostentación, el poder y la gloria), Dios bajó a la Tierra, los dispersó e hizo que hablaran distintos idiomas, para que no pudieran entenderse, ni construir la Torre, reflejo de sus ambiciones.

El fenómeno “globalizado” de la migración que hoy padece la humanidad, los que con desesperación huyen de sus territorios en busca de lo esencial (paz, trabajo, comida y vida) y los nacionales de países económicamente “desarrollados”, que sufren con terror la invasión de los descamisados, impidiendo o restringiendo el goce de su ambicionado estado de bienestar.

En horas de la tarde del jueves 17, Mercurio, el astro del habla, de los idiomas y dialectos, de la comunicación, detiene su marcha desde la mitad de Libra, y comienza a retrogradar. Es la tercera retrogradación de ese diminuto planeta en lo que va del año. Estará en esas hasta el 9 de octubre.

Casi 23 días permanecerá Mercurio retrogradando, estimulando la confusión, el desencuentro, las discrepancias y las desaveniencias, en su recorrido retrovisionario por la primera mitad de un signo, que valora el equilibrio, la armonía, la integración, la justicia y la paz.

En esta ocasión, coincidirá la retrogradación de este astro, símbolo de la elocuencia, astucia y versatilidad, con la apertura del 70° período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas (Gran Torre de Babel), en plena crisis migratoria global. También confluye con el viaje del Papa Francisco a Cuba y Estados Unidos, y a su visita a la sede de las Naciones Unidas, el próximo 25 de septiembre.

MER en GEMEl período retrógrado tiene dos fases, la primera con Mercurio más avanzado que el Sol, presentándose por el Oeste, después del ocaso; y la segunda, cuando el Sol lo sobrepase, quedando más rezagado y pudiendo ser visto sólo por el Este, como reluciente estrella anunciadora de la aurora. La conjunción entre Sol y Mercurio se produce el último día de septiembre, como puesto fronterizo entre esas dos fases mercurianas.

La dificultad para el entendimiento y la concordia entre las naciones del mundo se hará más patente que nunca, a pesar del esfuerzo del Papa Francisco, con su presencia y su palabra, para distender los niveles de la controversia entre las Naciones Unidas, y en procura del acercamiento USA-Cuba.

LA CONFUSA IRREALIDAD

No es fácil diferenciar entre las condiciones objetivas del mundo exterior y la imagen que podamos formarnos de él. Por más que intentemos ser “objetivos” y “realistas” nunca lo lograremos. La capacidad humana para pensar, imaginar, crear, soñar y observar el ambiente en el que se desenvuelve, siempre lo lleva a distorsionar esa supuesta realidad externa. Más aún, cuando interviene el factor emocional, que incide irremediablemente en una deformación aún mayor de la imagen que ha creado del mundo exterior.

En la madrugada del jueves 17 se produce la oposición entre Júpiter y Neptuno. El primero de ellos representa la noción de desafuero, descontrol, crecimiento sin límites, potencia engrandecedora; mientras que el segundo está asociado con los idealismos, las ilusiones, las fantasías, los sueños, la evasión, el engaño y la confusión.

neptunomar

El nombre atribuido a estos dos astros, corresponde a dos dioses hermanos, Júpiter, el Supremo, el omnipotente y soberano, dios de dioses, y Neptuno, el Señor de los Mares, de las profundidades oceánicas y de los universos desconocidos, y por tanto, también del Inconsciente, del misticismo, del éxtasis y de la enajenación.

Mientras Júpiter permanecerá todo un año alojado en Virgo, con su carga de realismo, lógica, discriminación y búsqueda de lo perfecto; Neptuno se mantendrá cómodamente  instalado en su propia sede, el Signo de los Peces, durante diez años más (hasta febrero de 2025).

Esta oposición planetaria, no se presentaba desde 2003, cuando lo hicieron en el eje Leo/Acuario; y no volverá a ocurrir hasta el 2028, cuando se enfrenten en la linea Libra/Aries.

1849Una confrontación como la actual, -con Júpiter en Virgo y Neptuno en Piscis– no ocurría desde 1849 (hace 166 años), tiempo de utopías. En el año 1939 (hace 76 años), cuando comenzaba la Segunda Guerra Mundial, repitieron la oposición en el mismo eje, pero con posiciones invertidas (Júpiter en Piscis y Neptuno en Virgo).

La potencia liberadora de Júpiter, desde la rigurosidad de Virgo, proporciona a Neptuno, nadando en Piscis, más aliento para sumergirse en ambientes nebulosos, oscuros, confusos, engañosos e irreales. La humanidad, en su conjunto, entra en una condición bipolar: se hunde en las profundas aguas de la irracionalidad, mientras aspira alcanzar sus más altos ideales.

CARCELERO DE LOS AVENTUREROS

Con el acompañamiento de la Medialuna, Saturno, el planeta de los anillos, se introduce en territorio de saetas, ingresando la noche del jueves 17, en el noveno signo zodiacal: Sagitario.

Fuerzas antagónicas comparten el mismo espacio sideral: Saturno restringiendo y controlando, y Sagitario, estimulando la exploración, el descubrimiento, la aventura y los horizontes ilimitados.

Hace algunos meses Saturno tuvo una breve estadía en el signo del Arquero (del 23 de diciembre 2014 al 14 de junio 2015); ahora llega para quedarse allí por los próximos 26 meses.

saturnosagitario

Su anterior temporada sagitariana ocurrió entre 1985 y 1988, antesala de los grandes acontecimientos del año 1989. Desde hace casi una treintena de años no se presentaba una composición astral similar: la combinación del poder restrictor e inhibidor de Saturno en una zona sin fronteras, como Sagitario.

No es casual que en estos días se intente poner orden en la frontera, se dicten normas y leyes sobre el fenómeno migratorio África-Siria/Europa o se planteen grandes discusiones sobre el origen y manejo de esta nueva realidad demográfica mundial.

La llegada, esa noche septembrina, de Saturno a Sagitario, con la Luna Creciente, pisándole los talones, inspirará a los Jefes de Estado que acudirán a la celebración del septuagésimo  período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas. La confluencia de tantos mandatarios en el concierto mundial servirá para evidenciar tantas crisis y contradicciones, propios de nuestra época.

ECLIPSE QUIRONIANO

eclipse parcial 130915

En la madrugada del domingo 13 de septiembre se inició un período de dos semanas muy agitadas, en relación al movimiento astrofísico. Un ECLIPSE PARCIAL DE SOL, sólo visible en el sur de África y sus alrededores, marca esta temporada de rebullicio astral, que culminará con el Eclipsamiento total de la LUNA, en la noche del domingo 27, un espectacular acontecimiento, perceptible en tres continentes (América, Europa y África).

El paso de la Luna por la posición solar, ocultará parcialmente nuestro Astro Rey, alterando la emisión de energía y luz solar, creando una fuerza vibratoria inusual, al alinearse simultáneamente con éste, con nuestro planeta y con el planetoide Quirón.

Con la LUNA en el centro,  se forma una línea recta entre el Sol, la Tierra  y Quirón. El binomio SOL-LUNA, en Virgo, y Quirón en el punto opuesto, Piscis. Por tanto, además de la condición Virgo del eclipse, éste tiene un poder quironiano, adicional.

quironEl carácter quironiano de este fenómeno astral, consiste en la ocurrencia de situaciones que pudieran resultar dolorosas, y generadoras de sufrimiento colectivo, pero que al mismo tiempo contienen la fuerza sanadora suficiente, para superar las causas del trauma. Nos anuncia, pues, momentos de gran significación a nivel colectivo.

Las repercusiones del Eclipse pueden ser mayores para los nacidos en las fechas cercanas a la manifestación del evento, así como para las naciones o instituciones que fueron creadas en tiempos en que algún factor astronómico significativo, se ubicaba en las proximidades del punto zodiacal en que se produce el fenómeno (20° Virgo).

Venezuela es uno de los países más afectados por el Eclipse, pues en la fecha de su surgimiento como República soberana e independiente (5 de julio de 1811), uno de los nodos lunares se hallaba en la zona del actual eclipse, y ese mismo año se habían producido par de eclipses en el eje correspondiente (20° Virgo/Piscis). Por ello, es previsible que en este país se presenten oportunidades, que pudieran ser determinantes, en la evolución de sus procesos sociales, económicos, políticos, culturales y espirituales.

Una revisión histórica de los eclipses solares o lunares, ocurridos en ese sector del zodíaco, ha coincidido con acontecimientos sociales que han marcado puntos de inflexión en la evolución del desarrollo colectivo venezolano.

Las características propias del fenómeno eclipsal del domingo 13 de septiembre, permite inferir que este hecho cósmico constituye una señal indicadora de una crisis existencial, con tendencia a ofrecer una dolorosa, pero satisfactoria resolución. Con el Eclipse comienza efectivamente, el séptimo mes, desde el Equinoccio Primaveral.

Seis meses después de este Eclipse Parcial se producirá, en la otra punta del eje Virgo-Piscis, un nuevo Eclipse, esta vez Total, en exacta conjunción con Quirón, que contendría una indicación clara, ya no de su carácter sufrido, sino de su condición sanadora.

Para el momento del próximo Eclipse Total de Sol, del 8 de marzo de 2016, el planeta Júpiter, desde Virgo, se unirá al alineamiento Tierra-Luna-Sol-Quirón, para otorgarle un carácter eminentemente liberador.

LA JOYA DE LA CORONA

El acontecimiento astronómico más resaltante de todo este año, con el que concluye este gelatinoso séptimo mes, será sin duda el venidero ECLIPSE TOTAL DE LUNA, que se manifestará en la noche del domingo 27 de septiembre.

Confluyen en ese evento cuatro condiciones atípicas: la LUNA pasa por el punto del PERIGEO, donde llega a su máxima aproximación de todo el año, a tan sólo 356.878 Kms. de la Tierra, apenas una hora antes de su eclipsamiento total, provocando la percepción de ser la LUNA más grande vista en los últimos 13 meses. Motivo por el cual se le conoce como una SUPER LUNA.

perigeo

La ubicación de Luna y Sol, en esa noche de Plenilunio y Perigeo, con respecto a la Tierra, y el alineamiento entre los tres, producirá un ECLIPSE TOTAL DE LUNA; ya que nuestro satélite entra en la sombra que proyecta la Tierra, como efecto de la luminosidad que recibe del SOL. Por esa condición recibe el nombre de LUNA ROJA o Luna de Sangre, debido al tenue color rojizo producto de su ensombrecimiento.

4lunas

Ésta será la cuarta y última LUNA ROJA de una serie de cuatro eclipses totales de Luna consecutivos, ocurridos en los últimos 18 meses, fenómeno poco común. Estas CUATRO LUNAS se SANGRE consecutivas se han presentado en la época equinoccial; es decir, en los días en que Sol y Luna se han alineado con nuestro planeta desde las cercanías del ecuador terrestre, poco después de los últimos cuatro equinoccios.

super-Luna Roja

La próxima SUPER LUNA ROJA EQUINOCCIAL podrá ser observada en la noche del domingo 27 de septiembre en toda Suramérica, América Central, la mitad oriental de México, Estados Unidos y Canada; y en la madrugada del 28 de septiembre, en el occidente de Europa y de Africa. Será, por tanto, uno de los eclipses de Luna con mayores oportunidades de ser visto por mayor número de gente. En esta parte de la Tierra no volverá a observarse una Eclipse Total de Luna hasta el 21 de enero de 2019 (dentro de 3 años y 4 meses).

Evolución del Eclipse en la noche del 27 de septiembre:

LunaRoja 279

Condición Hora *
Inicio Penumbra 19:41
Inicio Parcial 20:37
Inicio Total 21:41
Máximo Total 22:17
Fin Total 22:53
Fin Parcial 23:57
Fin Penumbra 28 de sep, 00:52

* Hora Oficial de Venezuela (- 04:30 GMT)

En Venezuela será visible, por estar sobre el horizonte, en todas sus fases, desde que entra en la penumbra (19:41) hasta que sale de ella (00:52), por un total de 5 horas y once minutos; de los cuales una hora y doce minutos será Total; dos horas y ocho minutos, parcial; y una hora y cincuenta y un minutos como eclipse de penumbra. Es decir, se presentan los tres tipos de eclipses posibles (Total, parcial y de penumbra) en la misma ocasión, siendo todos visible, siempre y cuando las condiciones atmosféricas lo permitan.

El eje zodiacal donde ocurre el Eclipse corresponde a los 4 grados de los signos de Aries (Luna) y Libra (Sol), afectando mayormente a los nacidos en fechas cercanas al 24/25 de marzo, 27/28 de septiembre, y, en menor medida, 26/27 de diciembre y 25/26 de junio. La energía ariana, impulsiva, activa, vital, emprendedora y combativa, es la que se pone de relieve, a consecuencia del paso de la Luna, Perigea y Eclipsada, por ese sector.

El extraordinario alineamiento Luna-Tierra-Sol del domingo 27 y su extrema cercanía lunar a nuestro planeta, probablemente ocasione alteraciones en las condiciones atmosféricas, las capas tectónicas, el movimiento de las corrientes marinas y elevación de las mareas, así como en la composición química y efectos físicos de los cuerpos y sustancias que viven en sobre la superficie terrestre, incluyendo el estado anímico de los seres emocionales.

chakrasBAJO EL SIMBOLISMO DEL SIETE

Este séptimo mes, después de iniciada la Primavera en el norte, posee un carácter simbólico especial. La Luna Nueva, con Eclipse Solar incluido, del 13 de septiembre, marcó el fin de un año sabático en la tradición judía. Se trata de un período (iniciado el 25 de septiembre de 2014) de receso, perdón, limpieza, descanso y lavamiento en los procesos humanos, con la finalidad original de dar reposo a la tierra, para que ésta pudiera recuperar sus capacidades productivas.

Este ciclo, denominado Shemitah, ha estado relacionado con eventos, por demás significativos, en la vida social, política y económica; los dos anteriores en el siglo XXI, son una clara muestra de ello: 2007/2008, crisis económica mundial; 2000-01, atentado Torres Gemelas de Nueva York, 11/9/2001. Tan importantes como los acaecidos en el siglo pasado (1993-94, 1986-87, 1979-80, 1972-73, 1965-66, 1958-59, 1951-52, 1944-45, 1937-38, 1930-31, 1923-24, 1916-17, 1909-10, 1902-03).

7 dias semanaUna vez transcurridos siete Shemithas (años sabáticos), corresponde celebrar un Año Jubilar, el año 50. Ahora está concluyendo un ciclo(del 13/9/2015 al 30/9/2016) que se inició en el período 1965/1966 correspondiendo, al igual que en el presente, a un período muy convulsionado de grandes cambios a nivel global. Los efectos de las alteraciones sucedidas en el Oriente Medio y el Norte de África, en los años recientes, se manifiestan en esa avalancha inmigratoria que recorre el continente europeo y causa temor y estragos en la economía mundial.

Un elemento adicional a tomar en consideración, sobre los grandes cambios que se avecinan, tiene que ver con el planetoide Quirón, que se alineó con Sol, Luna y Tierra, en el Eclipse Solar del 13 de septiembre pasado. Este astro completa su ciclo a los 50 años, coincidiendo entonces con ese el retorno de un Año Jubilar hebreo. El simbolismo de Quirón, como el curador herido, concuerda con la esencia del Jubileo: el año que sigue a los siete shemitahs (7X7=49+1=50). Un período para reactivar la energía, después de la pérdida, del perdón, del sufrimiento y del dolor. El año del rescate sanador.

catalunyaComienza este séptimo mes, en que concluye la Shemitah, con dos elecciones parlamentarias de gran trascendencia para la vida política y económica de Europa, la del domingo 20 de septiembre en Grecia, con fuertes repercusiones en la vía del rescate financiero; y la del domingo siguiente (27), de Super Luna Roja, en Catalunya, con gran incidencia en la aspiración independentista del pueblo catalán y en el resto de comunidades autonómicas del país ibérico. Definiciones claves en ese clima enrarecido que afecta a la población europea.

El 27 de septiembre, también es un número nueve. La suma de sus dos dígitos (2+7=9) resulta nueve, precisamente el lugar que ocupa septiembre en los meses del calendario gregoriano. Por tanto, es una fecha que redobla la energía del último número arábigo simple. 2+7+9=18 y 1+8=9. Ese número representa la totalidad, la idea de conclusión, la preparación de un nuevo comienzo. 27 son los días que tarda la Luna en dar la vuelta completa a la Tierra, y 27 sus moradas en el Zodíaco.

El conjunto de fenómenos astrofísicos de este Septiembre habla de muchas alteraciones en la Psique Colectiva: movimiento, inestabilidad, expectativas, imágenes caóticas, ilusiones, desconcierto; todas ellas en combinación sincronística con sucesos reales, de connotación social, económica, política, cultural y espiritual muy diversa, que anuncia la inminencia de un período muy convulso que conducirá a un reordenamiento de la convivencia humana.

LA GRAN SUPER LUNA ROJA DEL 27 SEPTIEMBRE

Para ampliar más detalles fenómeno más importante, pulsa aquí: https://astroblogom.wordpress.com/

 

 

 

 

Anuncios